Buscar
  • vidadiv

Alguna vez caminamos ahí


- Mi mamá me contó que su abuela una vez le dijo que hace muchos años personas caminaron sobre la Luna - Dijo Naji, mientras buscaba una mejor vista hacia la Luna entre las ramas de los árboles.

- Seguro es una leyenda de tu grupo - Contestó Eza.

- ¿Te has preguntado como podríamos alcanzarla?

- No, y tu tampoco deberías. Bien sabes que cualquier intento por salir de la protección de los árboles nos puede llevar al desastre.

- Es lo que nos dicen nuestros padres, pero ¿te has preguntado por qué?

Cuando Naji terminó de hacer su pregunta, Eza se paró en secó, clavando su mirada en su amiga. Naji volteó a verlo, la luz de la luna se reflejaba claramente en los ojos de Eza, siendo estos grandes y con pupilas naranjas.

- Solo porque eres pequeña se te permite hacer esas preguntas, pero si yo las hiciera, sobre todo ahora que me están enseñando a cazar, probablemente me condenarían al silencio - Dijo Eza con un tono serio.

- Pero ¿por qué te angustia tanto algo como imaginar como llegar a la Luna?

La mirada de Eza hacia Naji cambio de exasperación a ternura, como si se diera cuenta que al final solo era curiosidad inocente. Se acercó a Naji hasta estar frente a ella y volteó hacia la Luna.

- Obviamente está a gran altura, más alta que cualquier montaña, si no, chocaría con estas. Imagino que esas personas utilizarían ganchos con cuerdas para poder subir, pero para lanzar esos ganchos tan lejos necesitaron algo muy potente, la fuerza del brazo no es suficiente.

Eza hizo una pausa y luego volvió a dirigir sus ojos naranja hacia Naji.

- Yo creo que desde ahí ya estaban jugando con algo muy peligroso, porque si eran capaces de lanzar ganchos hacia la Luna ¿qué les impedía que lo utilizaran para tener ventaja sobre los animales del bosque y cazarlos en gran número? ¿o incluso para utilizarlos en contra de otras personas?


20 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo